Gorjuss de Suzanne Woolcott www.gorjuss.co.uk



PROMOCIÓN. SEO

Si quieres que tu producto, tu libro, aparezca en este blog... escribeme. Review, Sorteo, Tester, Reseña, Video.. lo hablamos

Seguidores

Escribeme: Email

Escribeme: Email

martes, 23 de octubre de 2012

ADALIMUMAB (HUMIRA)

Julián ha empezado hoy con este tratamiento... le han dado un kit de supervivencia... y ya se ha pinchado una pluma..., tendrá que pincharse cada 15 días. En el kit, que es como un neceser.. que va con plaquitas de estas de frio, es para transportar las plumas si tiene que salir de casa con ellas y que estén frias.
El médico le da unas dosis, y cuándo se acaben tiene que ir a farmacia del Hospital para pedir más.
Además le han dado dos contenedores para meter las plumillas una vez usadas.. y llevarlas al hospital cuándo estén llenos.
También viene una serie de libritos y DVD para enterarnos de que va y demás...., bueno habrá que empezar a leer no?
Esperemos le vaya bien, dicen que los efectos se notan enseguida, solo esperemos no tenga efectos secundarios.

Fuente.-http://www.nlm.nih.gov/medlineplus/spanish/druginfo/meds/a603010-es.html

Para cuáles condiciones o enfermedades se prescribe este medicamento?

El adalimumab inyectable se usa solo o en combinación con otros medicamentos para aliviar los síntomas de determinados trastornos autoinmunes (afecciones en las que el sistema inmunitario ataca las partes sanas del cuerpo y provoca dolor, inflamación y daños). Entre estos se encuentran:

  • artritis reumatoide (una afección en la que el cuerpo ataca sus propias articulaciones, lo que provoca dolor, inflamación y pérdida de la función).
  • artritis idiopática juvenil (JIA, por sus siglas en inglés; una afección que afecta a los niños en la que el cuerpo ataca sus propias articulaciones, lo que provoca dolor, inflamación, pérdida de la función, y retrasa el crecimiento y el desarrollo).
  • enfermedad de Crohn (una afección en la que el cuerpo ataca el revestimiento del aparato digestivo, lo que provoca dolor, diarrea, pérdida de peso y fiebre) cuando esta no ha respondido al tratamiento con otros medicamentos,
  • espondilitis anquilosante (una afección en la que el cuerpo ataca las articulaciones de la columna vertebral y de otras áreas, lo que provoca dolor y daño articular).
  • artritis psoriásica (una afección que provoca dolor e inflamación en las articulaciones, y descamación en la piel).
  • psoriasis en placas crónica (una afección en la que se forman manchas rojas y escamosas en algunas áreas del cuerpo).
El adalimumab inyectable pertenece a una clase de medicamentos llamados inhibidores del factor de necrosis tumoral (TNF, por sus siglas en inglés). Actúa bloqueando la acción del TNF, una sustancia del cuerpo que provoca inflamación.


¿Cómo se debe usar este medicamento?

La presentación del adalimumab inyectable es en una solución (líquido) que se inyecta por vía subcutánea (debajo de la piel). Por lo general, se inyecta una vez cada dos semanas. Si está recibiendo adalimumab inyectable para la enfermedad de Crohn, es posible que su médico le indique que se inyecte el medicamento más seguido al principio del tratamiento. Si está recibiendo adalimumab inyectable para tratar la artritis reumatoide, es posible que su médico le indique que se inyecte el medicamento una vez a la semana. Para que no olvide inyectarse el adalimumab inyectable, marque en su calendario los días en que deba inyectárselo. Siga atentamente las instrucciones del medicamento recetado, y pídales a su médico o a su farmacéutico que le expliquen cualquier cosa que no entienda. Use el adalimumab inyectable según lo indicado. No aumente ni disminuya la dosis, ni aumente la frecuencia indicada por su médico.
Le aplicarán su primera dosis de adalimumab inyectable en el consultorio del médico. Después de eso, usted mismo puede inyectarse el adalimumab inyectable o pedirle a un amigo o pariente que le aplique las inyecciones. Antes de aplicarse usted mismo el adalimumab inyectable por primera vez, lea las instrucciones que lo acompañan. Pídales a su médico o a su farmacéutico que le muestren, sea a usted o a la persona que le inyectará el medicamento, cómo inyectarlo.
La presentación del adalimumab inyectable es en jeringas prellenadas y dispositivos dosificadores. Use cada jeringa o dispositivo una sola vez y llénelos con toda la solución. Aunque después de inyectarse quede un poco de solución en la jeringa o el dispositivo, no se la inyecte posteriormente. Deseche las jeringas y los dispositivos usados en un recipiente resistente a elementos punzantes. Hable con su médico o con su farmacéutico sobre cómo puede desechar el recipiente resistente a elementos punzantes.
Evite dejar caer o triturar las jeringas prellenadas o los dispositivos dosificadores. Estos dispositivos están hechos de vidrio o lo contienen, y pueden romperse si los deja caer.
Puede inyectarse el adalimumab inyectable en cualquier lugar en la cara anterior de los muslos o el estómago excepto el ombligo y el área de 2 pulgadas (5 centímetros) alrededor del ombligo. Para reducir las probabilidades de sensibilidad o enrojecimiento, aplíquese cada inyección en un lugar diferente. Administre cada inyección al menos a 1 pulgada (2.5 centímetros) de distancia de los lugares donde ya se inyectó. Anote en una lista los lugares donde ya se inyectó, de modo que no vuelva a inyectarse en ellos. No lo inyecte en una área donde la piel esté sensible, amoratada, enrojecida o endurecida, ni donde tenga cicatrices o estrías. (LE HAN DICHO QUE HA DE INYECTARSE ASÍ, ABDOMEN IZQUIERDO, MUSLO IZQUIERDO, MUSLO DERECHO, ABDOMEN DERECHO)
Revise siempre la solución de adalimumab inyectable antes de inyectársela. Asegúrese de que la fecha de vencimiento no haya pasado, de que la jeringa o el dispositivo dosificador contenga la cantidad correcta de líquido, y de que el líquido esté transparente y sin color alguno. No use una jeringa o un dispositivo dosificador que esté vencido, que no contenga la cantidad adecuada de líquido, o si el líquido se ve turbio o contiene partículas suspendidas.
El adalimumab inyectable puede ayudarlo a controlar su afección, pero no la curará. Siga usando el adalimumab inyectable aunque se sienta bien. No deje de usar el adalimumab inyectable sin consultar a su médico.



El adalimumab inyectable puede provocar efectos secundarios. Informe a su médico si alguno de estos síntomas es intenso o no desaparece:

  • enrojecimiento, comezón, moretones, dolor o inflamación en el lugar donde se inyectó el adalimumab inyectable
  • náuseas
  • dolor de cabeza
  • dolor de espalda

Algunos efectos secundarios pueden ser graves. Si presenta alguno de los siguientes síntomas o de los mencionados en la sección ADVERTENCIA IMPORTANTE, llame a su médico de inmediato o pida atención de emergencia:

  • entumecimiento u hormigueo
  • problemas de la visión
  • debilidad en las piernas
  • dolor en el pecho
  • falta de aire
  • sarpullido, especialmente un sarpullido en las mejillas o los brazos que es sensible a la luz del sol
  • nuevo dolor articular
  • urticaria
  • comezón
  • inflamación de la cara, los pies, los tobillos o las pantorrillas
  • dificultad para respirar o tragar
  • fiebre, dolor de garganta, escalofríos y otros signos de infección
  • sangrado o moretones inusuales
  • palidez
  • mareos
  • manchas rojas y escamosas o bultos llenos de pus en la piel
Es posible que los adultos que reciben adalimumab inyectable tengan mayor probabilidad de presentar cáncer de piel, linfoma y otros tipos de cáncer que las personas que no reciben adalimumab inyectable. Consulte a su médico sobre los riesgos de recibir este medicamento.
El adalimumab inyectable puede provocar otros efectos secundarios. Llame a su médico si tiene algún problema inusual mientras usa este medicamento.


Cómo debo almacenar este medicamento?


Mantenga este medicamento en su envase original, bien cerrado y fuera del alcance de los niños. Almacénelo en el refrigerador y protéjalo de la luz. No lo congele. Si viaja y necesita llevar consigo el adalimumab inyectable, póngalo en una hielera con un paquete de hielo y no lo exponga a la luz. Deseche todos los medicamentos que estén vencidos, que ya no necesite o que se hayan congelado. Pregúntele a su farmacéutico cuál es la manera adecuada de desechar sus medicamentos.

7 comentarios:

  1. Mi marido tiene psoriasis crónica y el dermatólogo le aconsejó este medicamento, pero como él es un 'cagao' con las inyecciones, dijo que no enseguida.
    Ánimos para Julián y para tí también por supuesto.
    Besos corazón.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajajaja, peor es el infliximad, que estaba enchufado tres horas..., lo que pasa que le dio psoriasis, pero para los dolores le fue genial genial....
      A Julián se lo ha mandado por la espondiolitis, la artritis y el crohn.

      Bss wapa

      Eliminar
  2. No conocía este medicamento, esta bien estar informada! besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. yo lo conozco como hace 3 años.. no sé cuánto lleva. Bss

      Eliminar
  3. Respuestas
    1. en esto de la medicina, hasta que no te toca, no se sabe.

      Eliminar
  4. comentar que a los 4 meses de estar con el Humira, incluso antes, la mejoría fue alucinante. Que ahora ya lleva casi 8 meses y está genial, están espaciando las tomas...

    ResponderEliminar

Venga no te cortes...dí lo que piensas. Si me dejas spam serás bloqueado. Si en tu nick hay una web serás eliminado. No me dejes links.